RSS

Archivo de la etiqueta: cafe

Café Notable Toma 2

Siguiendo con la temática del post anterior, hoy voy a escribir sobre el segundo café notable que visité durante mi estadía en Buenos Aires.

Se trata de Clásica y Moderna (Callao 892 – Buenos Aires), que tal como su nombre lo indica, combina en su interior antiguo, oscuro y lúgubre, el pasado y el presente de una manera extraña y retorcida, que para mi gusto no es el ideal para una cafetería, pero bueno ya adentro había que pedir algo y tratar de obviar el ambiente.

Fue cuando se me acerco el mozo con la carta, el momento en el que empecé a reflexionar en el lugar que me había metido, uno de las especialidades del menú eran las traviatas con jamón y queso, y me dije internamente, no creo que sean las galletitas de agua, sobre todo por que el precio no era acorde con lo que me imaginaba.

Y al momento de hacer mi pedido, fue cuando con desconfianza le pregunté al mozo, que carajo eran las traviatas con jamón y queso, a lo que me respondió: – “¿viste las galletitas? bueno, son dos sanguchitos sandwiches de jamón y queso entre dos galletitas”. mi cara de WTF debió haber sido increible, y después de unos 5 segundos incómodos, el mozo tomó mi pedido y se marchó.

A los minutos, volvió con la Merienda de Juan:

Podemos apreciar una medialuna con jamón y queso con un café doble, bien oscuro y bien de macho, como todos los que tomé en Buenos Aires. No hay mucho que acotar, la merienda fue tal cual como la ven en la foto, algo pobre y sin poca gracia, el café (Cabrales) estaba bueno, pero la medialuna estaba fría al igual que el queso y jamón, y todos sabemos que son mejores cuando estan calentitas y se te chorrea el queso antes de llevartelo a la boca.

Para redondear no fue uno a los lugares que les recomendaría ir por la calidad de sus productos, pero por algo se mantiene en el tiempo. de todos modos, por precios, ambiente y productos, Clásica y Moderna se llevó:

Anuncios
 
1 comentario

Publicado por en 12 de julio de 2012 en Salado, Solo

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , ,

Café Notable Toma 1

Café Notable Toma 1

Voy a comenzar con una seguidilla de cafés notables de la ciudad de Buenos Aires, por que a todos nos gusta el café y más si el lugar donde uno se lo toma tiene algo que aportar a la historia de la ciudad o a la del país. Y mi seguidilla comienza en un bar con más de 150 años de historia, que solía ser visitado por Juan Manuel Fangio, Emerson Fittipaldi, Francis Ford Coppola, Jorge Luis Borges y Ernesto Sabato entre otras grandes personalidades del deporte y la cultura nacional e internacional.

Se trata de el bar La Biela (Av. Quintana 596 – Recoleta), un bar tranquilo con una decoración clásica que demuestra el buen gusto, y la pasión por el automovilismo, se ve reflejada en cada rincón del lugar.

                  

                  

Lo único que me faltaba era sentarme a disfrutar un café en aquel mítico lugar, y lo hice entré, y recorrí con la mirada el gran salón del lugar en el que entra una gran cantidad de comensales sentados, finalmente elegí una de las mesas mas cercanas a la barra y ahí me quedé.

Inmediatamente llegó un mozo con la carta, y comencé a ojearla rápidamente, por que no tenía demasiado apetito hambre, así que pedí algo muy simple y cuando se acercó nuevamente el mozo ya tenía decidido que iba a merendar.

Ni dos minutos más tarde, el mozo apareció nuevamente con La Merienda Notable Nº 1 de Juan:

Un café doble bien oscuro, bien de macho bien de no voy a poder dormir nunca si lo tomo que junto con una Medialuna Francesa grande, muy grande, fueron más que de mi agrado, me encantó, quedé muy conforme con el servicio, los productos, y sobre todo ese café tan bien preparado, fuerte, negro, de esos que dan gusto tomarlos cada día.

Si vivís en Buenos Aires, o estas de viaje por ahí, te recomiendo La Biela, para darte un gustito, y saborear un buen café.

No está de más decir que La Biela se lleva la puntuación más alta en mi escala de tacitas:

 
1 comentario

Publicado por en 22 de junio de 2012 en Dulce, Solo

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,

La Palabra es Abundancia

La Palabra es Abundancia

Resulta que estuve en Buenos Aires la semana pasada, y uno de los días hubo un intento de merienda twittera desorganizada y a último momento, que resultó en una merienda con Celestineia (si no la siguen, deberían hacerlo AHORA).

Fuimos a Nucha (Armenia 1540, Palermo Viejo) y tuvimos que esperar un montón de tiempo para que se liberara una mesa, y comer algo por que estabamos abstemios de azúcar y chocolate (aunque a Celestina no le apasione el chocolate).

Pero eso no terminó ahí cuanto logramos entrar y sentarnos, fue una odisea llamar al mozo que nos había dejado las cartas, por que nos ignoraba con ganas no nos veía, así que cuando pasó otra moza la agarramos y le pedimos una merienda enorme llena de cosas ricas (y otras que al llegar a la mesa no esperábamos)

Lo cierto es que después de estar metidos en la confitería y charlando sobro temas muy random como el recital de Hugh Laurie y jueguitos de PC, llegó una gran cantidad de comida, mucho más de lo que esperábamos, así que con ustedes les presento la Merienda de Juan y Celestina:

Entre las tostadas, las mermeladas, los scones, los tostados, los chips de jamón y queso, los sanguchitos de mica, el muffin, las galletitas, la porción de torta de mousse de chocolate con frambuesas (que a pesar de no gustarle (?) terminó siendo arrasada por Celeste), el cuadrado de coco con dulce de leche,el jugo de naranja, el té, el café con leche, y las dos empanaditas de carne (que ninguno comió por que nos pareció extraño para merendar) quedamos rechonchos, tanto, que no pudimos comer todo lo que había en la mesa.

TODO (y cuando digo TODO, omito las empanadas de carne) estaba muy muy muy muy MUY rico, y les recomiendo a todos que pasen por ahí y merienden como si no hubiera un mañana que la van a pasar muy bien y van a salir muy contentos de haber comido tantas cosas ricas (incluso si se comen las empanadas).

Nucha se lleva en ésta ocación:

 
Deja un comentario

Publicado por en 21 de junio de 2012 en Acompañado, Dulce, Salado

 

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Nuevamente Waffles

Ésta merienda fué en uno de los negocios que habían sido un emblema de la ciudad ofreciendo el más rico chocolate en taza, y que por algún motivo había desaparecido durante algunos años.

La confitería de la que estoy hablando es Hola Nicolás y en su nuevo y modesto local (San Martín 672), parecen haber vuelto a la carrera para convertirse realmente en el Rey del Chocolate en Taza.

Si bien muchos sabrán que no soy un fanático del chocolate caliente, no podía dejar de ir y dar un vistazo a las demás cosas que pueden ofrecer. Así que ésta fue la excusa para pasar el rato con uno de mis amigos más cercanos MaxiNo voy a decir que sos vos.

Apenas uno entra al local, puede ver absolutamente todos los productos que ofrecen, desde las facturas y medialunas, pasando por los chocolates y las cervezas artesanales que rodean todas las mesas. Nos sentamos y luego de unos segundos se acercó el mozo con un par de cartas, por lo que luego de inspeccionarla unos segundos ya sabía lo que iba a pedir y luego de unos minutos el mismo mozo se acercó nuevamente y nos tomó el pedido.

Entre charlas y risas, nos dimos cuenta que se acercaba nuestro pedido en el mostrador, por lo que se hizo silencio hasta que La Merienda de Juan y Maxi llegó a la mesa:



Y así llegó ese suculento Waffle, con abundante crema y dulce de leche, y ese toque final de chocolate por arriba, que lo hicieron irresistible, único, y casi interminable pero acompañado de mi fiel taza de Café con leche, pudimos vencerlo Maxi pidió un cortado con un par de medialunas, pero quiso quedar en el anonimato, igual dijo que estaba todo muy bueno.

Por ser una confitería chiquita, pero con historia, y por servir cosas tan ricas, en ésta ocasión Hola Nicolás se lleva:

 
2 comentarios

Publicado por en 8 de noviembre de 2011 en Acompañado, Dulce

 

Etiquetas: , , , , , , ,

Un Barco de Café

Lo cierto es, que llevaba un tiempo guardándome ésta merienda, por que es el lugar donde había tomado ésta foto, y en base a la misma había decidido hacer mi primer sorteo, el cual, ya tiene un ganador, pero en fín vamos a lo que nos respecta.
Confieso que siempre había tenido ganas de entrar a ese bar, pero que por alguna razón u otra, siempre que pasaba por ahí nunca se me dió por entrar al café “El Barco” (Albarracín 451), hasta que ese ingresé y me fui para una de las mesas del fondo, y me senté a degustar ese aroma a café expresso, que rondaba por el lugar, que acompañado a lo prolijo y ordenado de lugar, así como la decoración y la barra en forma de barco, crean una experiencia única para quien se siente a deleitar una taza de café.
Ya en mi lugar, noté que la carta (bastante acotada), estaba sobre la mesa y ya que no había tantas opciones, cuando la moza llegó, yo ya sabía que iba a pedir y así tan rápido como vino, se llevó mi pedido; y a los minutos siguientes,  al regresar la moza ya traía consigo, La Merienda de Juan:
No se si lo llegan a apreciar, pero lo primero que me encantó realmente de éste lugar es que había decorado con un pequeño firulete, la espuma del Café con Leche que ven en la foto, algo que por lo menos en Bariloche no lo había visto jamás, lo que si no puedo describirles es la intensidad del aroma a café que emanaba de esa taza, una gran experiencia para los que nos gusta realmente el café bien preparado. (gracias al Alzheimer gran lapso de tiempo que pasó, no puedo hacer memoria y contarles cual es la marca del café, pero seguramente en un tiempo lo edite a la artículo para agregarlo). Al probarlo uno puede notar que no sólo posee un exquisito aroma, sino que tiene un sabor delicioso, superando a muchos de los que he probado hasta el momento. 
Ahora pasando a la parte suculenta de la merienda, vemos una porción de Tarta de Manzanas, acarameladas y espolvoreada con canela, si bien me resultó un poco finita, les puedo asegurar que su textura cremosa y crujiente a la vez, se volvió una fiesta para mi sentido del gusto.
Siendo una de mis mejores visitas hasta el momento no es necesario dar muchas mas vueltas y decir que el café “El Barco” se lleva:
 
Deja un comentario

Publicado por en 31 de enero de 2011 en Dulce, Solo

 

Etiquetas: , , , , , , , , ,

Crema moka y algo más

Hace ya un tiempo que tenía esta nota en el tintero, y por una cosa o por la otra siempre la pateaba para adelante, hoy aprovechando que todos se fueron a dormir la siesta en casa, la termino de pasar en limpio.
La merienda que les voy a contar a ahora, fue hace un mes, en una tarde calurosa de primavera, venía de dar unas vueltas por el centro y me agarraron unas ganas de tomar algo fresco, así que me fuí por la calle Mitre al 660, y entré a Tante Frida, una reconocida chocolatería, confitería, heladería, etc.
Así que me fui para la parte de arriba derecho, y me senté a esperar que me trajeran la carta, cosa que nunca pasó, así que me levante hasta donde estaban las mozas y les pedí si me alcanzaban la misma, cuando me la dieron me volví a sentar para revisarla mientras ojeaba las noticias relevantes en internet (Facebook y Twitter).
Luego si pasado un tiempo largo, apareció la moza para tomar mi pedido, ordené y me dedique a esperar la siguiente Merienda de Juan:
Lo que salta primero a la vista, es la copa que básicamente debía haber sido un café vienes, pero que era algo más parecido a leche con un poco de café (trato de recordar la marca pero tengo una laguna mental importante), sinceramente no es lo que yo esperaba, menos habiendo probado en otras ocaciones éste y éste otro; lo segundo que notamos es la porción muy generosa de Torta de Crema Moka, que estaba buenísima, muy esponjosa y con ese sabor único de la crema que la hace una de mis favoritas.
Ahora bien, la merienda en sí, dejó mucho que desear esperaba un poco más del café, o por lo menos deberían explicar en la carta la composición del mismo, para no llevarse sorpresas como la mía; del mismo modo deberían mejorar la atención al clientes.
A Tante Frida en ésta ocación le dejo:
 
Deja un comentario

Publicado por en 30 de diciembre de 2010 en Dulce, Solo

 

Etiquetas: , , , , , ,

El Cuadradito

Suelo ser bastante bueno en ciertas ocasiones, tratando de no enfocarme en la cantidad, y si en la calidad de las cosas que uno se sienta a consumir degustar en una confitería, bar, restaurante, cantina o puestito, pero lo que voy a describir en los siguientes párrafos no tiene punto de comparación. Algunos compartirán mi punto de vista, otros se decepcionarán, y otros incluso les parecerá exagerado de mi parte.
Lo cierto es que entré a merendar a una de esas confiterías renombradas de la ciudad, no tanto por su cafetería, por su variedad de helados y chocolates, ubicada en Moreno 48, con un local recientemente modificado para darle un toque más moderno y con mucha más iluminación; seguramente los residentes sabrán que me estoy refiriendo a Jauja (en su versión confiteria/heladería/chocolatería).
Lo primero que noté al entra fue que no hay tantas mesas (podría haber un par más si reacomodan un poco), por lo que me tuve que sentar en una especie de “barra comunitaria”, en una banqueta para nada cómoda, acompañando a un par de desconocidos con cara de pocos amigos.
Un punto a favor, es que la carta está en todas las mesas (y en la barra también), por lo que no hace falta tener que esperar a que venga la moza a traértela, y bueno ya sentado me puse a ojearla, y cuando ya me había decidido a pedir, se acercó la moza y se llevó mi pedido velozmente.Hasta éste punto pareciera que todo está perfecto, hasta que la moza vuelve con La merienda de Juan:

Eso fue lo que llegó un cuadradito de brownie, que de brownie tenia muy poco,ni el color, ni el sabor, y era tan pero tan chiquito que duró 4 bocados, 4 tristes bocados, 4 pobres bocados, que me dieron incluso más hambre del que tenía antes de entrar al local, en fin lo único que pudo llenarme un poco, fue el café con leche que pedí, que por cierto, era de Café del Bohio una marca de las que me gustan, pero que frente a lo pobre del brownie no ayudó demasiado.
Jauja se suma a una de las pobres Meriendas de Juan, y siendo benévolo, por que el café realmente me gustó, se lleva solamente:
 
Deja un comentario

Publicado por en 28 de noviembre de 2010 en Dulce, Solo

 

Etiquetas: , , , ,